EL ARPA DORMIDA: Florbela Espanca: Amar eternamente, por Ancrugon – Julio 2012




Que importa o mundo e as ilusões defuntas?...
Que importa o mundo seus orgulhos vãos?...
O mundo, Amor?... As nossas bocas juntas!...





Con la autora de este mes nos adentramos a un mundo poético de erotismo y feminidad, creado a partir de sus vivencias y sufrimientos íntimos, que logro escandalizar a la sociedad lusa de su época no sólo a causa de sus versos, sino también, y tal vez en mayor medida, de su lucha por los derechos de la mujer y de una vida tumultuosa, en momentos un tanto disipada, aunque siempre inquieta, valiente e indomable. Me estoy refiriendo a Flor Bela de Alma da Conceiçäo, más conocida en los círculos literarios como Florbela Espanca.

Nació Florbela en la localidad portuguesa de Vila Viçosa, un 8 de diciembre de 1894, siendo hija de madre soltera, “criada de servir” en casa de unos señores ricos, Antonia de Conceiçäo, siendo su padre Joäo María Espanca, el cual se negó a reconocerla al ser un hombre casado y de “casa bien”, por eso ella fue registrada con el apellido de su madre, sin embargo, él y su esposa se hicieron cargo de la niña en 1908, a la muerte de Antonia quien falleció con sólo 36 años, aunque no la reconocería como hija hasta 19 años después del suicidio de la poetisa y en la ocasión del descubrimiento de un busto de Florbela en la ciudad de Evora.


Florbela tuvo una vida sentimental bastante activa y contrajo matrimonio por primera vez el mismo día de su diecinueve cumpleaños, el 8 de diciembre de 1913, con Alberto Moutinho de quien se separa nueve años más tarde, hecho que fue considerado una desvergüenza por su pequeño círculo social cargado de prejuicios. Un año más tarde vuelve a casarse, esta vez con Antonio Guimaräes, durando esta unión apenas un año. Y en 1925 perpetra su tercer enlace, uniéndose esta vez se a Mário Lage, con quien va a compartir los últimos momentos de su corta vida.

Uno de sus grandes deseos, el de ser madre, le fue negado ya que todos sus intentos acabaron en aborto ocurriendo el primero en 1919, el mismo año en que comenzó a presentar algunos síntomas de desequilibrio mental. Tras la muerte de su hermano Apeles en un accidente de aviación, el 6 de junio de 1927, se vio muy afectada y tuvo dos intentos de suicidio. Pero fue después de conocer un diagnóstico de edema pulmonar cuando decide abandonar este mundo el mismo día de su trigésimo séptimo cumpleaños.
 
En lo referente a su trabajo, Florbela comenzó sus estudios de Letras  en 1917 y en octubre de ese mismo año se matriculó en la Facultad de Derecho de la Universidad de Lisboa siendo la primera mujer de Portugal que lo hacía. Allí contactó con otros poetas de la época y con un grupo de mujeres escritoras que intentaban defender sus derechos. Colaboró en revista y periódicos, destacando el Portugal Femenino. La poesía de Florbela se caracteriza por su continua recurrencia a los temas de sufrimiento, soledad, desencanto, aliados a una inmensa ternura y a un gran deseo de felicidad y plenitud que jamás pueden ser logrados. Su lenguaje contiene una enorme vehemencia pasional marcadamente personal, pues se centran en sus propias frustraciones y desengaños, así como en una sensualidad que muchas veces raya el erotismo. Al mismo tiempo, aparece el paisaje de su Alentejo que le sirve para describir su estado interior por medio de la convulsa naturaleza. Es difícil enmarcarla en algún movimiento literario, aunque está más cerca del neo-romanticismo y de ciertos poetas de fin de siglo, que de lo modernistas.

Su primer poema conocido data de 1903 y lleva como título A vida e a morte:


A Vida e a Morte

O que é a vida e a morte
Aquella infernal enimiga
A vida é o sorriso
E a morte da vida a guarida

A morte tem os desgostos
A vida tem os felises
A cova tem as tristezas
I a vida tem as raizes

A vida e a morte são
O sorriso lisongeiro
E o amor tem o navio
E o navio o marinheiro


La vida y la Muerte

Que es la vida y la muerte?
Aquella enemiga infernal
La vida es la sonrisa
Y la muerte de la vida la guarida

La muerte tiene los disgustos
La vida tiene los felices
La cueva tiene la tristezas
Y la vida tiene las raíces

La vida y la muerte son
La sonrisa halagadora
Y el amor tiene el barco
Y el barco el marinero

  
En 1919, el mismo año en que sufrió su primer aborto, publicó el Livro de Mágoas (Libro de las penas). Es su primera obra poética editada gracias al intelectual y crítico literario Raul Proença quien descubrió el talento de la joven poetisa. El libro, que tenía por título original Primeiros Passos (Primeros pasos), se compone de treinta y dos sonetos dedicados a su padre y a su hermano, centrándose en los temas del dolor y la nostalgia en poemas como “Vanidad”, “Neurastenia”, “Castillo de tristeza” o “En busca del amor”. La intención de este libro aparece bien definida en el primer soneto “Este libro…”:


ESTE LIVRO ...

Este livro é de mágoas. Desgraçados
Que no mundo passais, chorai ao lê-lo!
Somente a vossa dor de Torturados
Pode, talvez, senti-lo ... e compreendê-lo.

Este livro é para vós. Abençoados
Os que o sentirem , sem ser bom nem belo!
Bíblia de tristes ... Ó Desventurados,
Que a vossa imensa dor se acalme ao vê-lo!

Livro de Mágoas ... Dores ... Ansiedades!
Livro de Sombras ... Névoas e Saudades!
Vai pelo mundo ... (Trouxe-o no meu seio ...)

Irmãos na Dor, os olhos rasos de água,
Chorai comigo a minha imensa mágoa,
Lendo o meu livro só de mágoas cheio! ...


ESTE LIBRO...

Este libro es de pena. Desgraciados
que pasáis por el mundo, ¡llorad al leerlo!
Solamente vuestro dolor de torturados
tal vez pueda sentirlo… y comprenderlo.

Este libro es para vosotros, bienaventurados
los que consigan sentirlo, ¡sin ser bueno ni bello!
Biblia de tristes… ¡Oh!, desventurados
Que vuestro inmenso dolor se calme al leerlo!

Libro de penas… Dolores… Ansiedades
Libro de sombras… nieblas y nostalgias
Va por el mundo… (Lo traje en mi seno…)

Hermanos en el dolor, los ojos nublados en el agua
llorad conmigo mi inmensa pena¡
Leyendo mi libro sólo lleno de penas…!


VAIDADE

Sonho que sou a Poetisa eleita,
Aquela que diz tudo e tudo sabe,
Que tem a inspiração pura e perfeita,
Que reúne num verso a imensidade!

Sonho que um verso meu tem claridade
Para encher todo o mundo! E que deleita
Mesmo aqueles que morrem de saudade!
Mesmo os de alma profunda e insatisfeita!

Sonho que sou Alguém cá neste mundo ...
Aquela de saber vasto e profundo,
Aos pés de quem a Terra anda curvada!

E quando mais no céu eu vou sonhando,
E quando mais no alto ando voando,
Acordo do meu sonho ... E não sou nada! ...


VANIDAD

Sueño que soy una poetisa electa,
aquella que dice todo y todo sabe,
que tiene la inspiración pura y perfecta,
¡Que reune en un verso la inmensidad!

Sueño que un verso mío tiene la claridad
¡Para llenar el mundo! Y que deleita
¡Aun a aquellos que se mueren de pena!
¡Incluso los de alma profunda e insatisfecha!

Sueño que soy alguien acá en este mundo…
Aquella de saber vasto y profundo,
¡a los pies de quien la Tierra anda curvada!

Y cuando más voy soñando el cielo
Y cuando más vuelo más alto,
¡Despierto de mi sueño… y no soy nada!


NEURASTENIA

Sinto hoje a alma cheia de tristeza!
Um sino dobra em mim Ave-Maria!
Lá fora, a chuva, brancas mãos esguias,
Faz na vidraça rendas de Veneza ...

O vento desgrenhado chora e reza
Por alma dos que estão nas agonias!
E flocos de neve, aves brancas, frias,
Batem as asas pela Natureza ...

Chuva ... tenho tristeza! Mas porquê?!
Vento ... tenho saudades! Mas de quê?!
Ó neve que destino triste o nosso!

Ó chuva! Ó vento! Ó neve! Que tortura!
Gritem ao mundo inteiro esta amargura,
Digam isto que sinto que eu não posso!! ...


NEURASTENIA

¡Siento hoy el alma en la tristeza
doblan en mí las campanas un Ave María!
Allí fuera, la lluvia, blancas y delicadas manos
hacen de las vidrieras tejidos de Venecia…

¡El viento desgreñado llora y reza 
por el alma de los que están en agonía!
Y los copos de nieve, aves blancas, frías
sacuden sus alas por la naturaleza…

Lluvia… ¡Estoy triste! ¿Pero, por qué estoy triste?
Viento… ¡Tengo nostalgia! ¿Pero, de qué, nostalgias?
¡Oh, nieve qué destino tan triste el nuestro!

¡Oh, lluvia, oh, viento, oh, nieve. Qué tortura!
griten al mundo entero esta amargura¡
¡Digan esto que siento, que yo no puedo hacerlo!!...


CASTELÃ DA TRISTEZA

Altiva e couraçada de desdém,
Vivo sozinha em meu castelo: a Dor!
Passa por ele a luz de todo o amor ...
E nunca em meu castelo entrou alguém!

Castelã da Tristeza, vês? ... A quem? ...
– E o meu olhar é interrogador –
Perscruto, ao longe, as sombras do sol-pôr ...
Chora o silêncio ... nada ... ninguém vem ...

Castelã da Tristeza, porque choras
Lendo, toda de branco, um livro de horas,
À sombra rendilhada dos vitrais? ...

À noite, debruçada, plas ameias,
Porque rezas baixinho? ... Porque anseias? ...
Que sonho afagam tuas mãos reais? ...


PRINCESA DE LA TRISTEZA

Altiva y acorazada de desdén
¡Qué dolor! Vivo solita en mi castillo
la luz de todo amor… pasa por él
¡Y nunca, jamás en mi castillo entró nadie!

Princesa de la tristeza, ¿ves a alguien?... ¿a quién ves?...
 —y mi mirada es escudriñante— 
Indago, a lo lejos, las sombras del atardecer…
Llora el silencio… y nada… nadie viene

¿Princesa de la tristeza, por qué lloras
leyendo, toda de blanco, un libro de hora
sa la sombra tejida de los vitrales?...

A la sombra, se descuella, intercalada
¿Por qué rezas?... ¿por qué ansías?...
¿Qué sueños acarician suave tus manos reales?...


EM BUSCA DO AMOR

O meu Destino disse-me a chorar:
“Pela estrada da Vida vai andando,
E, aos que vires passar, interrogando
Acerca do Amor, que hás-de encontrar.”

Fui pela estrada a rir e a cantar,
As contas do meu sonho desfilando ...
E noite e dia, à chuva e ao luar,
Fui sempre caminhando e perguntando ...

Mesmo a um velho eu perguntei: “Velhinho,
Viste o Amor acaso em teu caminho?”
E o velho estremeceu ... olhou ... e riu ...

Agora pela estrada, já cansados,
Voltam todos pra trás desanimados ...
E eu paro a murmurar: “Ninguém o viu! ...”


EN BUSCA DEL AMOR 

Mi destino me inclina a andar en llanto: 
—“por los caminos de la vida, voy andando,
y a los que vieres pasar interrogando,
acerca del amor, que has de encontrar.”

Fui por las carreteras riendo y cantando
las cuentas de mi sueño desgranando…
Y noche y día, y lluvia, o bajo la luna
fui siempre caminando y preguntando…

Y aun a un viejecito a orillas de la senda pregunté:
“¿ancianito, has visto, acaso, al amor en tu camino?”
Y el viejo estremeció… miró… y sonrió…

Ahora, por los caminos, ya cansados
vuelven todos atrás desanimados…
Y yo me detengo a murmurar: —“¡Nadie lo vio!”

Su segundo libro, Livro do Sóror Saudade (Libro de la hermana tristeza), apareció en enero 1923 y es una reelaboración de dos manuscritos anteriores. Fue dedicado a su segundo marido, Antonio Guimaraes. El libro fue muy bien acogido por la crítica literaria del momento. Florbela expone en él un sentimiento de amor y pasión al que se entrega completamente y le hace despertar a la vida. Se despega de la nostalgia anterior y, curiosamente, da una gran importancia al beso como la puerta que lleva al vuelo del placer.


"SÓROR SAUDADE"

A Américo Durão

Irmã, Sóror Saudade me chamaste...
E na minh'alma o nome iluminou-se
Como um vitral ao sol, como se fosse
A luz do próprio sonho que sonhaste.

Numa tarde de Outono o murmuraste,
Toda a mágoa do Outono ele me trouxe,
Jamais me hão de chamar outro mais doce.
Com ele bem mais triste me tornaste...

E baixinho, na alma da minh'alma,
Como bênção de sol que afaga e acalma,
Nas horas más de febre e de ansiedade,

Como se fossem pétalas caindo
Digo as palavras desse nome lindo
Que tu me deste: "Irmã, Sóror Saudade..."


HERMANA NOSTALGIA

Hermana, hermana Nostalgia, me llamaste...
y ese nombre se iluminó en mi alma
como un vitral al sol, como si fuese
la luz del propio sueño que soñaste.

Lo murmuraste en una tarde de otoño;
toda la herida del otoño que él me trajo
 jamás han de llamarme de otra forma más dulce:
con ese nombre mucho más triste me volviste…

Y en voz baja, en el alma de mi alma
como una bendición del sol, bondadosa y calma
en las horas febriles y de ansiedad

Como si fuesen pétalos cayendo,
repito las palabras de ese lindo nombre
que me diste: “Hermana, hermana nostalgia”…


MARIA DAS QUIMERAS

Maria das Quimeras me chamou
Alguém.. Pelos castelos que eu ergui
P'las flores d'oiro e azul que a sol teci
Numa tela de sonho que estalou.

Maria das Quimeras me ficou;
Com elas na minh'alma adormeci.
Mas, quando despertei, nem uma vi
Que da minh'alma, Alguém, tudo levou!

Maria das Quimeras, que fim deste
Às flores d'oiro e azul que a sol bordaste,
Aos sonhos tresloucados que fizeste?

Pelo mundo, na vida, o que é que esperas?...
Aonde estão os beijos que sonhaste,
Maria das Quimeras, sem quimeras?...


MARíA DE LAS QUIMERAS

Me llamaron María de las quimeras
alguien… allá por los castillos imaginé
 por las flores de oro y azul que tejí al sol
en una tela de sueños que estalló.

Y me quedó ese nombre, María de las quimeras
y con esas quimeras adormecí mi alma.
Pero, cuando desperté, ni siquiera una vi,
¡pues, de mi alma, alguien, se las llevó todas!


María de las quimeras, ¿qué fin le diste
a las flores de oro y azul que bordaste al sol,
a los enloquecidos sueños que te envolvieron?

¿Qué te espera en la vida, por el mundo?...
¿Dónde están los besos que soñaste,
María de las quimeras, sin quimeras?


HORA QUE PASSA

Vejo-me triste, abandonada e só
Bem como um cão sem dono e que o procura
Mais pobre e desprezada do que Job
A caminhar na via da amargura!

Judeu Errante que a ninguém faz dó!
Minh'alma triste, dolorida, escura,
Minh'alma sem amor é cinza, é pó,
Vaga roubada ao Mar da Desventura!

Que tragédia tão funda no meu peito!...
Quanta ilusão morrendo que esvoaça!
Quanto sonho a nascer e já desfeito!

Deus! Como é triste a hora quando morre...
O instante que foge, voa, e passa...
Fiozinho d'água triste... a vida corre...


HORA QUE PASA

Me veo triste, abandonada y sola,
tal como un perro sin dueño, y sin destino,
¡Más pobre y despreciada que Job
caminando en la vía de la amargura!

¡Judío errante, que a nadie importa!
Mi alma triste, oscura y dolorida,
¡mi alma sin amor es ceniza, es polvo,
estelas robadas al mar de la desventura!

¡Qué tragedia tan honda hay en mi pecho!...
¡Cuánta ilusión muriendo al viento!
¡Cuánto sueño por nacer, y ya disuelto!

¡Dios! Cómo es triste la hora cuando muere…
El instante que huye, vuela y pasa…
Pequeña lámina de agua, manantial… la vida corre…


PRINCESA DESALENTO

Minh'alma é a Princesa Desalento,
Como um Poeta lhe chamou, um dia.
É revoltada, trágica, sombria,
Como galopes infernais de vento!

É frágil como o sonho dum momento,
Soturna como preces de agonia,
Vive do riso duma boca fria!
Minh'alma é a Princesa Desalento...

Altas horas da noite ela vagueia...
E ao luar suavíssimo, que anseia,
Põe-se a falar de tanta coisa morta!

O luar ouve a minh'alma, ajoelhado,
E vai traçar, fantástico e gelado,
A sombra duma cruz à tua porta...


PRINCESA DESALIENTO

Mi alma es la Princesa Desaliento,
como la llamó un día, un poeta.
¡Ella es acongojada, pálida y sombría
,como los sollozos, trágicos, del viento!

Es frágil, como el sueño de un momento;
sombría, como los rezos de la agonía.
Vive de la risa de una boca fría:
mi alma es la Princesa Desaliento…

Vaga, en silencio, por la noche, adentro…
Pero, es una noche de luna lo que ansía,
¡se pone a hablar consigo de tantas cosas muertas!

La luna oye mi alma, de rodillas,
y luego, va a trazar, fantástica y helada,
la sombra de una cruz sobre tu puerta…


As Máscaras do Destino, un libro de cuentos que fue publicado póstumamente, está dedicado a la memoria de su hermano muerto trágicamente y cuya muerte tuvo un impacto enorme en los últimos años Florbela. A lo largo de la lectura de este libro se encuentran frases de gran belleza y fuerza, así como expresiones de deseo cargadas de erotismo que exprimen las contradicciones en una transición hacia la liberación de la mujer. La obra consta ocho cuentos: O Aviador, A Morta, Os Mortos não Voltam, O Resto é Perfume, A Paixão de Manuel Garcia, O Inventor, As Orações de Sóror Maria da Pureza y O Sobrenatural.

Y su último libro, Chaneca em Flor (Campo florido), fue editado un mes después de su muerte. Sin embargo lo comenzó a escribir después de un paréntesis de cuatro años, 1924-1928, durante el que no se dedica a la poesía. Es este un libro de recuerdos en el que quería registrar sus mejores momentos. En él se enfrenta a su totalidad humana, condensando sus vivencias y fabricando poesía con ellas. Sin duda es su trabajo más sincero, donde retrata su fase más difícil y personal como poetisa y donde presta una atención especial a su tierra natal, el Alentejo.


Charneca em Flor

Enche o meu peito, num encanto mago,
O frêmito das coisas dolorosas...
Sob as urzes queimadas nascem rosas...
Nos meus olhos as lágrimas apago...

Anseio! Asas abertas! O que trago
Em mim? Eu oiço bocas silenciosas
Murmurar-me as palavras misteriosas
Que perturbam meu ser como um afago!

E nesta febre ansiosa que me invade,
Dispo a minha mortalha, o meu burel,
E, já não sou, Amor, Sóror Saudade...

Olhos a arder em êxtases de amor,
Boca a saber a sol, a fruto, a mel:
Sou a charneca rude a abrir em flor! 


CAMPO FLORIDO

Llena mi pecho, en un canto mágico
el rugir de las cosas dolorosas…
Aún sobre las plantas quemadas nacen rosas…
Apago las lágrimas en mis ojos…

¡Ansias! ¡Alas abiertas! ¿Qué traigo
En mí? ¡Oigo las bocas silenciosas
murmurarme palabras misteriosas
que hacen vibrar mi ser como un abrazo!

Y, en esta fiebre ansiosa que me invade,
me desnudo de mi mortaja, suelto el luto
y ya no soy, amor, la Hermana Nostalgia…

¡Con los ojos ardiendo en éxtasis de amor,
con la boca con sabor a sol, a fruto de miel:
soy el campo yermo, rudo, abriéndose en flor!


Volúpia

No divino impudor da mocidade,
Nesse êxtase pagão que vence a sorte,
Num frémito vibrante de ansiedade,
Dou-te o meu corpo prometido à morte!

A sombra entre a mentira e a verdade…
A núvem que arrastou o vento norte…
— Meu corpo! Trago nele um vinho forte:
Meus beijos de volúpia e de maldade!

Trago dálias vermelhas no regaço…
São os dedos do sol quando te abraço,
Cravados no teu peito como lanças!

E do meu corpo os leves arabescos
Vão-te envolvendo em círculos dantescos
Felinamente, em voluptuosas danças…


LUJURIA

¡En la divina libertad, sin pudor, de la juventud,
en ese éxtasis pagano que vence a la suerte,
en el estremecimiento vibrante de la ansiedad,
te doy mi cuerpo, que prometí a la muerte!

La sombra, entre la mentira y la verdad…
La nube que arrastró el viento norte…
 —¡Mi cuerpo. En él traigo un vino fuerte:
mis besos de placer y de maldad!

¡Traigo dalias rojas en mi regazo…
Son los dedos sol cuando te abrazo,
clavados en tu pecho como lanzas!

Y de mi cuerpo, leves arabescos
te van envolviendo en círculos dantescos
en danzas voluptuosas, felizmente…


Outonal

Caem as folhas mortas sobre o lago;
Na penumbra outonal, não sei quem tece
As rendas do silêncio… Olha, anoitece!
- Brumas longínquas do País do Vago…

Veludos a ondear… Mistério mago…
Encantamento… A hora que não esquece,
A luz que a pouco e pouco desfalece,
Que lança em mim a bênção dum afago…

Outono dos crepúsculos doirados,
De púrpuras, damascos e brocados!
- Vestes a terra inteira de esplendor!

Outono das tardinhas silenciosas,
Das magníficas noites voluptuosas
Em que eu soluço a delirar de amor…


OTOÑAL

¡Caen las hojas muertas sobre el lago!
En la penumbra otoñal, no sé quién teje
el bordado del silencio… ¡mira, anochece! 
—Las brumas lejanas de un país errante…

Lindas sedas ondeantes… Misterio mágico...
Encantamiento... A la hora del no olvido,
a la luz, que paso a paso se desvanece,
que lanza en mí la bendición de un abrazo…

¡Otoño de los crepúsculos dorados,
de púrpuras, damascos y brocados!
 —¡Vistes toda la tierra de esplendor!

Otoño de las tardes silenciosas,
de las magníficas noches voluptuosas
En que sollozo, llorando de amor…


Ser poeta

Ser poeta é ser mais alto, é ser maior
Do que os homens! Morder como quem beija!
É ser mendigo e dar como quem seja
Rei do Reino de Aquém e de Além Dor!

É ter de mil desejos o esplendor
E não saber sequer que se deseja!
É ter cá dentro um astro que flameja,
É ter garras e asas de condor!

É ter fome, é ter sede de Infinito!
Por elmo, as manhãs de oiro e de cetim...
É condensar o mundo num só grito!

E é amar-te, assim perdidamente...
É seres alma, e sangue, e vida em mim
E dizê-lo cantando a toda a gente!


SER POETA

¡Ser un poeta es ser más alto, ser mayor 
que el resto de los hombres! ¡Morder, como quien besa!
¡Es ser mendigo, y darle a los demás como si fuera
el rey del reino de aquí, y el de más allá del dolor!

¡Es tener el esplendor de mil deseos
y no saber siquiera lo que desea!
¡Es tener aquí dentro un astro que flamea,
es poseer las garras y las alas de un cóndor!


¡Es tener hambre y sed del infinito!
¡Ponerse un casco, las mañanas de oro y de seda…
es condensar el mundo en un grito!

Y, ¡es amarte así, perdidamente…
Y que tú seas alma, sangre y vida en mí
y decirlo cantando, a todo el mundo!


Amar!

Eu quero amar, amar perdidamente!
Amar só por amar: aqui... além...
Mais Este e Aquele, o Outro e toda a gente...
Amar!  Amar!  E não amar ninguém!

Recordar?  Esquecer?  Indiferente!...
Prender ou desprender?  É mal?  É bem?
Quem disser que se pode amar alguém
Durante a vida inteira é porque mente!

Há uma primavera em cada vida:
É preciso cantá-la assim florida,
Pois se Deus nos deu voz, foi pra cantar!

E se um dia hei-de ser pó, cinza e nada
Que seja a minha noite uma alvorada,
Que me saiba perder... pra me encontrar...


¡AMAR!

¡Yo quiero amar, amar perdidamente!
Amar, tan sólo por amar: aquí… allí…
Este, aquel, el otro, a todo el mundo…
¡Amar, amar, y no amar a nadie!

¿Recordar? ¿Olvidar? ¡Es indiferente!...
¿unirse o separarse? ¿Es malo? ¿Es bueno?
¡Quien dijo que se pueda amar a alguien
durante toda la vida, es porque miente!

¡Hay una primavera en cada vida:
es necesario cantarla al florecer,
 pues, si Dios nos dio la voz, fue para cantar

!Pues, si un día seré, apenas, polvo, ceniza y nada
que sea mi noche una alborada,
que yo sepa perderme… Para encontrarme…


Poetisa de excesos, en toda su poesía aparece una voz marcadamente femenina que la eleva a ser una de las figuras más grandes de las primeras letras de la Literatura portuguesa de principios del siglo XX.


Citas


“El silencio a veces es lo que más hace mal cuando estamos sufriendo.”

“ Mi talento! De qué me ha servido? No trajo nunca a mis manos vacías la más pequeña limosna del destino.”

“No suelo creer mucho en los sueños… porque de todos se despierta.”

“Lástima es no haber un manicomio para corazones, pues para cabezas hay muchos.”

“No soy buena ni quiero serlo, me conformo en despreciar casi todos, odiar algunos, estimar raros y amar uno.”

“Después de todo, la locura no es una cosa tan fea como muchos piensan. Hay tantas locas felices!”

“Mira que la única manera de ser feliz en la vida, principalmente los seres como tú, de una gran sensibilidad, de una imaginación extraordinaria, la única manera es construir una casa muy dulce, lleno de luz donde, lejos del mundo, se pueda amar, se pueda trabajar, se pueda vivir.”

“Nací sensible y así he de morir, muy probablemente… somos lo que somos y no lo que queríamos ser; no crees? Tienes que aceptarme como soy vista, que solo así yo creo que me puedan amar.”

Comentarios